Seleccionar página

Queridas familias, el miércoles  ocurrió algo inesperado. El bufón del castillo quiso gastarnos una broma y escondió nuestros escudos  sin que nadie le viera. Para conseguirlos tuvimos que superar varias pruebas matemáticas, seguir con la ayuda de un mapa el recorrido hasta el bufón y lograr que nos los devolviera pagándole con monedas.

¡Por fin conseguimos recuperarlos!

Os dejamos unas fotos para que podáis ver que bien lo pasamos.

Contenido restringiod / Sólo miembros

No puede acceder a este contenido porque sólo está disponible para miembros registrados. Por favor, para ver este contenido.